Menú
Categorías

La sombra de la muerte capitulo 5. el rostro de la muerte.


Capítulo 5
El rostro de la muerte

La casa de Andrea, quedo repleta de policías, los perros de la calle ladraban sin parar, las luces de las patrullas le dan un aspecto de película de terror de Hollywood al lugar del crimen, metieron el cuerpo de Helena torres en la respectiva bolsa negra y luego la subieron a la camioneta para trasladarla a la morgue. Daniel estaba en el cuarto, ya estaba un poco más calmado, pero sentía que no estaba en condiciones de analizar la situación, su frustración era notable, el asesino le echó en cara que había fallado.
Rodríguez si estaba analizando la escena del crimen, tenía sus respectivos guantes de látex estaba concentrado en buscar cualquier detalle importante.
¿Estás enojado aun?
Le pregunto Rodríguez a Daniel este soltó un suspiro y luego respondió.
Más que enojo, es decepción, humillación; ningún maldito asesino en serie se había atrevido hacerme lo que me ha hecho este desgraciado.
Rodríguez frunció el ceño, iba a decirle algo más pero en ese momento llego Andrea y su padre. Las caras de ambos fue de terror y desesperación, Andrea y su padre le preguntaban a Rodríguez donde estaba Helena, cuando estos recibieron la noticia de lo que había pasado, ambos sucumbieron al inmenso dolor y sufrimiento, estaban devastados, Andrés tomo por el cuello a Rodríguez, pidiéndole a gritos que encontrara al culpable, Andrea cayo arrodillada, y las lágrimas comenzaron a salir de sus hermosos ojos, sintió que se estaba ahogando y no aguanto más y exclamo un grito de dolor que estremeció la cuadra donde ellos vivían. Daniel la ayudo a levantarse del piso y luego la rodeo con sus brazos y le dio un fuerte abrazo y susurrándole al oído le dijo.
Te juro por mi vida… que voy a atrapar al desgraciado que hizo esto, el crimen de tu mama no va a quedar impune.
Andrea lo abrazo fuerte y soltó el llanto, Daniel pasó su dedo pulgar derecho por las mejillas de Andrea, para limpiarle las lágrimas. En ese preciso momento, Andrea recordó aquella visión que había tenido, donde una figura femenina, estaba siendo atacada, por una sombra, Andrea dudo en contarle lo de las visiones a Daniel, pero finalmente decidió hacerlo, pero cuando estuvieran a solas.
Andrés ya se había calmado, tuvieron que intervenir algunos oficiales para poder calmarlo.
¿Ya se siente mejor?
Le pregunto Rodríguez a Andrés, este asintió con la cabeza y luego de eso Rodríguez comenzó a interrogarlo.
Bien dígame… ¿Qué hacia fuera de su casa tan tarde?
Andrés tomo una bocanada de aire y luego la soltó lentamente.
Salí a dar un paseo a tomar aire fresco, mi hija decidió acompañarme, luego fui a echarle gasolina a mi camioneta, volví al lugar donde estaba mi hija y luego ambos nos quedamos conversando un buen rato.
Así que dice que fue a echar gasolina, eso quizás le dio tiempo de venir matar a su esposa y luego ir se.
Pensó rodríguez. Pero era claro que no le expresaría esa teoría a Andrés porque aparte de negarse, Andrés podía darle un puñetazo en la cara.
¿Cómo cuánto tiempo estuvieron conversando usted y Andrea?
Andrés se pellizco el puente de la nariz y luego contesto a la pregunta.
La verdad… no lo sé ambos perdimos la noción del tiempo.
Rodríguez, iba a continuar con sus preguntas, pero Andrés le pidió de favor que lo dejara solo, no se sentía con ánimos de seguir respondiendo preguntas, Rodríguez asintió con la cabeza y se fue a donde estaban Daniel y Andrea.
El señor Andrés, se siente muy mal para seguir respondiendo preguntas, le diré a los muchachos que terminen de limpiar todo para que se marchen.
Daniel asintió con la cabeza y espero a que Rodríguez se marchara, luego le pregunto a Andrea.
¿Tienes algo que decirme?
Andrea titubeo pero luego soltó prenda.
Si… quizás no me creas pero desde hace varios días… he tenido episodios muy raros, son… imágenes de personas siendo atacas por una sombra negra, la primera vez que me paso fue en mi cuarto, vi como esa sombra atacaba a un hombre, al siguiente día supe que habían asesinado a Juan el vendedor de disfraces, luego hace unas horas, tuve otra visión la misma sombra espantosa, estaba atacando a una mujer, solo que…
A Andrea se le quebró la voz y se le aguaron los ojos.
No pensé que la víctima fuera mi madre.
Daniel se le quedo viendo extrañado a Andrea, por su mente paso la teoría de que quizás el asesino era Andrés y Andrea era su cómplice, pero luego de unos segundos, Daniel recordó el día en que fue al bosque y hablo con el chamán.
“creer en lo increíble, y ver lo que era invisible”
Quizás a esto se refería el chamán.
Pensó Daniel, quien poco a poco se estaba alejando de buscarle una deducción a todo y estaba comenzando a creer que lo que no podía.
! Claro eso es ¡
Exclamo Daniel en sus pensamientos, había logrado entender las palabras del chaman, “creer en lo increíble” Daniel había entendido, que para poder resolver este caso tenía que creer en Andrea, por más increíble que fuera lo que Andrea le estaba diciendo, el instinto le decía a Daniel que era verdad. “ver lo que es invisible” Andrea veía el crimen antes de que pasara, así que Andrea de ahora en adelante será los ojos de Daniel en este caso.
Joder brujo de mierda gracias por tu ayuda.
Pensó Daniel.
Andrea estaba viendo con impaciencia a Daniel, estaba intrigada por saber si Daniel le había creído o no.
Finalmente Daniel dijo.
¿Alguien más sabe esto?
Andrea, le dijo a Daniel que ella intento decírselo al papa pero que este no le creyó
Luego de eso a Daniel se le formo una idea en la mente, quizás había nacido otra esperanza de derrotar a este asesino. Daniel le explico a Andrea la forma de operar del asesino, le dijo que el asesino atacaría dentro de 5 días, la idea de Daniel era desplegar la mayor cantidad de policías por el pueblo de vista al mar. Cuando Andrea tuviera la visión de nuevo, ella trataría de reconocer el lugar donde se la sombra atacaría, así les daría tiempo a los policías de intervenir.
La idea era arriesgada pero era lo mejor que tenían hasta ahora.

3 días después
Luego de que Daniel recibiera tremendo regaño del alcalde, y de soportar títulos amarillistas de la prensa como: “policía de manos a atadas” “la sombra de la muerte supera en inteligencia a Rivas” “manto de terror en vista al mar”. Títulos que le provocaron a Daniel una cólera increíble.
Rivas puso al corriente a Rodríguez de lo que planeaba, este quedo algo incrédulo, pero no le quedaba de otra, cualquier opción era buena para atrapar cuanto antes a ese asesino, mientras tanto Daniel seguía con el plan de vigilar a Marcus y a José, según los oficiales, ninguno salió de sus casas la noche en que mataron a Helena torres, pero bueno Marcus se las había arreglado para escaparse sin que los oficiales se dieran cuenta, mientras que José no había dado señal de movimiento en su cabaña o al menos eso vieron los oficiales que lo vigilaban.
Daniel estaba dando un paseo por la plaza mayor, quería distraerse un poco y relajarse, estaba caminando y viendo las numerosas atracciones que ofrecía la plaza mayor, eventos para niños, personas vendiendo todo tipos de artículos, turistas visitando las hermosas playas del pueblo.
A Daniel le paso por la mente invitar a pasear a Andrea, pero luego decidió que quería estar solo.
¿De paseo?
Daniel se detuvo al escuchar la voz de quien le hizo la pregunta, se viro y supo qué se trataba del padre Santiago, estaba vestido de civil, no llevaba las vestimenta que tiene que utilizar cuando ejerce sus deberes en la iglesia.
Daniel le esbozo una sonrisa y le contesto.
Estoy relajándome un poco.
El padre Santiago le devolvió la sonrisa y luego le dijo
¿Espero que no le moleste que lo acompañe?
Daniel dudo unos segundos en responder, quería estar solo, pero quizás hablar un rato con el padre y desahogarse sería bueno.
No para nada será de agrado su compañía.
Ambos comenzaron a caminar, el padre Santiago le pregunto a Daniel como iba con el caso. Este le contesto que era el caso más difícil que había tenido.
Dígame Rivas ¿Cuáles crees que sean las razones por la cual este asesino mata?
La pregunta del padre Santiago dejo un poco sorprendido a Daniel no se había detenido a pensar en eso.
La verdad ahora que me lo pregunta padre, no lo sé… pero de algo si estoy seguro, este asesino adora a lucifer, siente fascinación por él.
El padre Santiago arqueo las cejas sorprendido.
¿Por qué piensa eso detective? No creo que alguien esté tan corrompido por el demonio, para llegar a adorarlo.
Daniel le explico al padre el por qué pensaba eso, le dijo sobre el número 666, el padre quedo incrédulo.
! Dios mío ¡si había escuchado algo sobre eso, pero jamás me imagine que quien lo hacía adora al diablo tanto como un alma pura adora a dios, dios se apiade de esa alma corrompida.
Daniel callo por unos segundos luego dijo.
Este asesino es muy inteligente, necesitare casi un milagro para atraparlo, pero ahora tenemos unos sospechosos, pero no hay nada en concreto aun.
El padre tocio antes de hablar.
Vaya eso es un comienzo y ¿de quién sospecha?
El padre pregunto intrigado.
Pero Daniel no le iba a revelar la información.
Lo siento padre eso es confidencial.
El padre sonrió y dijo.
Tranquilo lo entiendo, solo espero que no estén vigilando al padre Damián.
El padre bromeo con estas palabras, pero Daniel se detuvo y le pregunto.
¿Por qué dice eso?
El padre sonrió y respondió.
Tranquilo detective no vaya a pensar mal, es solo que he notado que el padre Damián sale por las noches, pero seguramente es una vieja costumbre, quizás para relajarse así como usted lo está haciendo ahora.
Daniel frunció el ceño, luego esbozo una pequeña sonrisa.
Luego el padre dijo.
¿Le puedo dar un consejo?
Daniel asintió con la cabeza.
No se quienes sean sus sospechosos, ni por que sospecha de ellos, no sé nada de detectives o técnicas de deducción pero, permítame decirle que no juzgue a las personas por su apariencia.
Daniel frunció el ceño y pregunto.
¿Por qué lo dice?
El padre se lo explico de una manera muy detallada.
Vera… muchas veces las personas juzgamos a otros por su apariencia, si vemos a alguien mal vestido, lo catalogamos como una persona marginal, y si vemos a alguien bien vestido lo catalogamos de alguien decente, pero muchas veces nos equivocamos, a veces el que está mal vestido es el más cariñoso con las personas, es el que más está lleno de valores, es el que más se preocupa por sus amigos, y el que está bien vestido, resulta ser un patán, egoísta, egocéntrico, odioso, y se cree mejor que los demás. Claro esto es un ejemplo para que usted me capte la idea. Por ejemplo el asesino puede esconderse tras la imagen de alguien inocente o alguien que se haga la victima, o de una imagen de alguien que defiende la justicia por ejemplo: el comisario Rodríguez, o el señor Andrés. Espero que esto no lo confunda solo quiero que no cometa el error de juzgar a las personas por su apariencia, recuerda que el demonio puede optar la forma de un ángel.
Las palabras del padre Santiago dejaron muchas interrogantes a Daniel, de cierta forma tenía razón. Quizás estaba señalando a los incorrectos, porque se guiaba por las apariencia de las personas y de allí sacaba deducciones que quizás eran erróneas. Quizás el padre Santiago y el chamán habían ayudado notablemente a Daniel a ver mejor las cosas, pero aun si quedo confundido.
José, estaba en su cabaña haciendo un conjuro para espantar a los policías que lo estaba vigilando, luego de fumarse 2 tabacos, comenzó a echar pólvora y pimienta en las esquinas de la cabaña, luego se dirigió a su altar y con un cuchillo de hizo un leve corte en las muñeca derecha y dejo que la sangre cayera encima de al cráneo negro. Minutos después José sonrió por qué sintió que la presencia de los policías se alejaba.
Luego de eso José se dirigió a la cocina para buscar el botiquín de primero auxilios y curarse su pequeña herida, una vez que lo hizo, volvió a la sala y tomo una silla, prendió otro tabaco y dijo.
Ya debe estar por llegar.
Y en efecto alguien toco la puerta principal de la cabaña. José sonrió, luego se paró y fue a abrir. Marcus había llegado a la cabaña y con respeto y admiración dijo.
Hola maestro.

2 meses después
Desconcertado, incrédulo, confundido, era así como se sentía Daniel, no entendía nada, ¿Cómo era que el asesino había dejo de matar de la noche a la mañana? ¿Quizás había cumplido ya su misión? O ¿sabía lo que planeaba Daniel y dejo de actuar para hacerlo en el momento menos esperado? Nada tenía sentido, el alcalde está convencido de que el asesino se había marchado de vista al mar, por esa razón está ya por dar la orden de que cerrar el caso, la frustración de Daniel no tenía límites, como era posible que el alcalde quería cerrar el caso del asesino que mato a su hija, todo para crear una fachada y así crear una mejor imagen para su campaña publicitaria y así ser ¿reelecto?
La plaza mayor había vuelto hacer la misma de antes, la alegría había vuelto, se respiraba tranquilidad, las personas daban por seguro que el asesino había dejado de aterrorizarlos. La plaza estaba llena de personas que estaban esperando el discurso que daría el alcalde como cierre de su campaña. La mayoría del pueblo lo apoyaba.
Andrea estaba con Daniel, ella lo había invitado a ir la plaza, ambos estaban entre el gentío que había acumulado en el centro de la plaza, ella estaba muy hermosa, había superado un poco lo de su madre.
¿Dónde está tu papa?
Pregunto Daniel susurrándole al oído a Andrea.
Ella respondió.
Él me dijo que no le apetecía venir, quería quedarse en casa.
Daniel entendió las razones del por qué quiso quedarse.
El discurso comenzó, y las personas comenzaron a gritar el nombre del alcalde, este con euforia iba dictando su discurso, pero en ningún momento mencionaba el tema de LA SOMBRA DE LA MUERTE, Daniel le pareció irónico e injusto, pero no le quedo de otra que escuchar el discurso de ese charlatán. Minutos después Andrea apretó con fuerza el brazo derecho de Daniel y dijo.
Daniel está ocurriendo.
Daniel dedujo rápido que Andrea estaba teniendo una visión y sin vacilar le dijo.
Andrea escúchame concéntrate en ver el lugar donde ocurrirá el crimen.
Pero Andrea esta ida, como en un estado catatónico, segundos después Andrea aterrorizada dijo.
Logre ver el lugar.
Daniel sintió una sensación de triunfo pero no podía confiarse ni perder tiempo, saco su celular e intento llamar a Rodríguez, pero este no le contestaba.

La víctima estaba viendo televisión, pero el sueño se estaba apoderando de la víctima, sin saber el peligro que estaba acechando, la víctima se quedó dormida en su sofá, LA SOMBRA, sabía que era el momento de atacar, por suerte la puerta principal estaba sin seguro, entro con cautela, saco un pañuelo negro empapado de éter, camino despacio vacilo unos segundo y sin pensarlo más ataco a su víctima, para cuando la víctima se dio cuenta de lo que pasaba , intento zafarse de su atacante, pero era demasiado tarde el éter había comenzado a hacer efecto, la victima trato de lanzar dos puñetazos, pero su intento fue fallido. La victima finalmente quedo bajo el efecto del éter.
Dolor de cabeza, su mirada estaba borrosa, no podía distinguir bien el lugar donde estaba, la victima solo veía una silueta negra, cuando recupero por completo la vista, fijo su mirada en LA SOMBRA DE LA MUERTE.
El asesino llevo sus manos hacia la máscara que tenía puesta, se la quitó lentamente, y la dejo caer. Pareciera que el tiempo se puso lento, se sentía como en una película, la víctima vio como cayo la máscara y se partió en dos, luego lentamente fue subiendo su mirada, hasta que por fin sus ojos le revelaron el verdadero rostro de LA SOMBRA DE LA MUERTE. La victima exclamo.
! Así que eras tú maldito ¡



Autor:
Visitas: 1211



Busquedas terroríficas
Búsqueda personalizada
Especiales
Pánico en el bosque Extraños experimentos Sonidos alcantarilla Fantasma cementerio Fotos de fantasmas
Juegos terror y miedo
Vídeos de terror


Sugerencias - Aviso legal - , © 2019 a justdust.es company.
just dust company