Menú
Categorías

Mi vida ya no es normal ...


Mi vida era como otra cualquiera, todo marchaba bien hasta los 9 años.
Tenía sueños extraños con personas que no conocía y que me pedían ayuda, gente decapitada o descuartizada llamándome. Los sueños se hacían más constantes y cada vez más gente me pedía ayuda. Hubo días que deje de dormir para no tener esos extraños sueños, pero cuando iba a la escuela veía a esa gente sentada en las escaleras o paseando detrás de los maestros esperando a que les hicieran caso.
Pasaron 2 años concretamente y descubrí que esa gente ya no era gente… sino muertos que no han podido cruzar a la luz. Me parecía raro ver este tipo de cosas… pensaba que era todo mentira... Hasta que al año falleció a la persona que más he querido… Mi abuela. Pronto la empecé a ver en sueños y no era muy normal soñar con ella. Veía sus fotos y la veía moviéndose su rostro y me hablaba. Empecé a esconder todo recuerdo que tenía de ella, para que no me pasara lo mismo. Un día me encontré en mi joyero el collar de perlas que siempre quise de ella y me lo probé de pronto empecé a vivir el primer día que se probó ese collar, me asomé al espejo y ví una mujer hermosísima que no era yo. No podía creérmelo… ¡era mi abuela!
Cuando me quité el collar cogí y empecé a ayudar a esa gente. Al principio resultó difícil pero ahora es muy fácil saber lo que quieren. A veces e tenido que ir a sitios extraños para saber lo que quieren de mí. Creía que era rara por ser así… pero un verano en una playa a la que iba de acampada se lo comenté a mis amigos de confianza de ahí. Y resultó que una chica de ellas también le pasaba lo mismo que a mí. Ellos nos acogieron como si fuéramos normales. Esa misma noche empezaron a haber cosas extrañas… los niños pequeños gritaban que habían visto algo raro… mi amiga y yo empezamos a tener pequeñas caricias en la piel y susurros extraños… ¡No Podía ser! Había un espíritu en la playa. Hicimos lo imposible para ayudarle, pero este no era uno cualquiera… este era imposible de ayudar. Nos marchamos y nuestros amigos nos apoyaron… esa actitud me demostró que tener este don a veces es bueno y a veces malo. Cuando no puedes ayudar sientes un gran vacío dentro que nada podría curarlo.
Durante el verano parecía no haber aparecido ningún espíritu más. Hasta que una noche volvió ese mismo espíritu, esta vez para decirnos una cosa: - Haced el bien con vuestro don mientras podáis, hay gente que pierde la cabeza por ello.- nosotras asustadas asentimos con la cabeza y dijimos:
- Llevamos años con este don y ahora nos hemos encontrado alguien que es igual que yo, ¿qué podemos hacer?
- Estad siempre unidas chicas, nunca os separéis por nada, vosotras sois almas gemelas, ella sueña con almas en pena y tú los ayudas…
-Nunca os separéis – repitió mientras se alejaba. Desde ese día hemos permanecido unidas, y siempre nos hemos tenido a una de la otra en los momentos difíciles.
Creeréis que estoy loca … pero no, ESTO ES REAL ..



Autor:
Visitas: 2544



Busquedas terroríficas
Búsqueda personalizada
Especiales
Pánico en el bosque Extraños experimentos Sonidos alcantarilla Fantasma cementerio Fotos de fantasmas
Juegos terror y miedo
Vídeos de terror


Sugerencias - Aviso legal - , © 2019 a justdust.es company.
just dust company