Menú
Categorías

Mi otro mundo


Una caminata larga, pero aparte de descubrimientos también aventuras que esperaban que pasen en un camino lleno de paisajes emotivos y de trozos de manantiales que corren en el trayecto. Yo junto con Mert -mi perro- abriremos puertas al pasado. Llevábamos carpa, lámparas, comida, utensilios domésticos, armas y demás.

Son las 15:35 llovía torrencialmente, 4 días faltaban solamente para partir desde Londek hasta el bosque de Alaska, entre las montañas.

Mis padres eran biólogos, murieron en ese mismo bosque a causa de… estaban buscando algo, algo que los atrajo mucho en estos últimos dos meses, por eso quise empeñar mi viaje, en busca de la razón de la muerte de mis padres.

Mi último día, son las 9:35, Larry y Carolina me esperaban para saludarme, ellos estaban preocupados por mi viaje, presentían…

9:44

"¡Es hora de partir!" -le dije a Mert.

Primero que nada hice mi último repaso de mis cosas, nada faltaba. Después de saludar a mis amigos, partí, empecé yendo por el lado noroeste; hicimos 5 Km y paramos a descansar, comimos algo y seguimos… , llegando a una zona casi desértica, cerca de el monte Canters, oímos un rugido, como atrás nuestro, no me di vuelta pero sabía que había perdido a Mert… estaba al lado mío… hace solo un minuto… DESESPERADO paré mi viaje, tenía que encontrar a Mert. Después de dos horas de búsqueda fracasadas me senté en un árbol, estaba arrepentido de todo… todo me salía mal, TODOOOO!!!!. tenía sed, busqué dentro de mi bolso agua pero… cuando abrí el bolso estaba VACÍO!!!!!!!!!!!!!, no había absolutamente nada, estaba seguro que una presencia me estaba dominando.

Eran las 15:55, arrepentido y con lágrimas prendidas de las cejas, corrí desesperado hacia el lado de mi casa,… descansé un tramo y seguí corriendo gritando desesperado, faltaban 2 Km para llegar a la ciudad de Londek, sólo se veían pequeñas estructuras, corrí, corrí y corrí, mi cara transpirada y con una sed tremenda. Faltaban metros para llegar, solo me faltaba bajar por la montaña, bajé pero lo que me pareció raro cuando bajé fue el estado del la ciudad, nadie deambulaba por las calles ni caminaba por las veredas. Un tremendo frío tenebroso llegó desde los pies hasta la punta de los pelos, pero yo seguí corriendo hacia mi casa, sólo faltaban metros para llegar, cuando abrí la puerta… mi frío se prolongó, mi presión era muy baja, allí estaban como siempre, mi padre y mi madre sentados esperando mi regreso desde el bosque, era todo tal cual yo, esperando que mi padre y mi madre regresaran del bosque; no supe que hacer, solo esperaba que me hablaran pero no fue así, era como que no presentían mi presencia, salí corriendo hacia el mercado del señor Wensley, que era un muy buen amigo, él siempre estaba con su habano, los lentes rotos y su diario, me dirigí hacia el mercado, entré pero tampoco había nadie, sólo el diario arriba del escritorio, asustado miré el diario…

¡¡¡¡QUEEEEEEEE!!!!, lo que me sorprendió era la fecha, era 29 de marzo de 1989, el día que mi madre y mi padres murieron, sin querer pensarlo, debía estar muerto, miré en el periódico en la parte de los difuntos y allí estaba, mi nombre estaba escrito, Mil Joan Karler, con una sonrisa susurré que lo que estaba pasando era mentira, que no podía ser, que este mundo no era tal cual era, no volví más hasta allí, pero la misma noche quedé sólo afuera, no quería ir a mi casa, seguro que debían estar mis padres, pero ya recapacitado de todo miré hacia arriba, miré las estrellas y allá estaba, luminoso como siempre, el planeta Tierra, mirándolo dije:

-"Allí deben ocurrir cosas más extrañas que acá!!!!"


Autor: Adrián
Visitas: 4676



Busquedas terroríficas
Búsqueda personalizada
Especiales
Pánico en el bosque Extraños experimentos Sonidos alcantarilla Fantasma cementerio Fotos de fantasmas
Juegos terror y miedo
Vídeos de terror


Sugerencias - Aviso legal - , © 2019 a justdust.es company.
just dust company